60 veces visto

El Café se clasifica para llegar al conocimiento de sus cualidades. La calidad es un conjunto de características de los componentes intrínsecos del café, las que determinan el grado de aceptación del producto dentro de una escala de comparación establecida por el mercado consumidor. Para determinar la calidad deben examinarse separadamente cada uno de los componentes que afectan la clasificación final, por medio de procesos físicos o analizarse por medio de los sentidos. De esta manera se determina el color, el tamaño y la forma de los granos y al final se analiza el aroma y sabor de la infusión de café por medio de la degustación prueba de taza.